miércoles, 27 de marzo de 2013

Primera calzada (27-3-13)

¡Hola amigos!

Este comienzo de primavera en la provincia de Burgos pasará a la historia como el más lluvioso de los últimos años. El río Arlanza se ha desbordado y las cunetas de las carreteras también, por lo que conducir se ha vuelto más peligroso de lo normal.

Las tierras de cultivo están anegadas. El blanco de los almendros contrasta fuertemente con el cielo oscuro, ese cielo por el que ya vuelan algunas de nuestras aves estivales. Una de ellas es el águila calzada, a quien he visto por primera vez hoy mismo, un ejemplar de fase oscura:

Águila calzada (fase oscura)

Hace muchos, muchos años, un ejemplar de águila calzada decidió cambiar la historia de la ornitología. La rapaz africana se dio cuenta de que todo el mundo le tenía un gran respeto y admiración a la poderosa águila imperial. Ella era una vulgar águila, incluso algunos la trataban de aguililla...

Una rapaz blanqui-negra, como tantas otras aves como las cigüeñas, las cigüeñuelas, los alimoches, las urracas, las lavanderas blancas, algunas gaviotas...

Ella quería ser como la gran águila imperial, y diferenciarse del resto de águilas calzadas, con tan comunes colores. En lo profundo de un valle, donde los jabalíes tienen sus piscinas de barro, la protagonista de esta historia decidió cambiar el color de su plumaje y tornarlo igual que el de la gran imperial. Se impregnó en el barro una y otra vez, cubrió todas y cada una de sus plumas hasta que estas, cogieron el color marrón oscuro que ella quería. Todas excepto una parte de su anatomía, sus hombros, que quedaron con el blanco original.

La verdad es que ahora parecía una réplica a escala del águila imperial al que tanto respeto tenían el resto de las aves, y volaba orgullosa confundiendo al resto de seres haciéndoles pensar que era una majestuosa imperial, mostrando esas "luces de aterrizaje" siempre que tenía ocasión.

A esta calzada le gustó tanto el estatus que había alcanzado con su cambio que decidió permanecer así de por vida y dotar a todos sus descendientes con la misma característica.

Y esta es la historia de nuestra primera calzada de fase oscura que ha regresado de su lugar de invernada en África para pasar la estación cálida con nosotros. ¡Bienvenida!

Águila calzada (fase oscura)

13 comentarios :

  1. bonita historia Isra, qué estarán pensando al regresar y ver el tiempo que tenemos por aquí....
    saludos
    Javi

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Javi,

      yo también pienso que más de un estival ha llegado un poco aturdido al encontrarse lo que tenemos por aquí.

      Salu2.

      Eliminar
  2. El águila calzada no merece que la llamen "aguililla", para mí es toda un águila y ésta de la historia hace bien en querer tener el respeto de la gran águila imperial. Hay que ver lo bien que sale con sus marcas blancas en la primera foto, llama muchísimo la atención.
    Qué bueno que ya las tengáis también por allí, yo he visto hoy una collalba gris y espero que pronto veas alguna por los campos bautos.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos,

      estoy totalmente de acuerdo en eso, es un pedazo de águila con todas las letras. Las de morfo oscuro tienen esa peculiaridad, son muy chulas.

      Por la provincia ya se ha visto la primera collalba gris, pero por aquí ni rastro aún.

      Salu2.

      Eliminar
  3. No tengo palabras para describir semejante Texto. Solo puedo decirte increible maestro, increible................

    ResponderEliminar
  4. Pd jamas olvidare esta maravilla cada vez que vea sobre los cielos de mi Terruño a las calzadas. Me has llegado amigo mio y profundamente.........ESPECTACULAR.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jero,

      es una historia que se me ha ocurrido cuando estaba procesando la foto y he visto el póster de la imperial de Monfragüe de mi habitación.

      Poco a poco van llegando, hoy he visto un par de morfo claro.

      Un abrazo maestro!

      Eliminar
  5. Una entrada muy bien trabajada Isra felicidades,
    Saludos, Lolo

    ResponderEliminar
  6. Hola Isra, bonita la historia de la calzada, para mí, no necesita cambiar de color, me gustan mucho los dos morfos.
    Un abrazo,
    Rafa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rafa,

      es una historia que se me ha ocurrido para engordar un poco la entrada :) a mí también me gustan mucho ambos.

      Salu2!

      Eliminar
  7. Bonita historia Isra .
    Bien bonita es la calzada , a ver si la hago este año alguna foto .
    Un saludo

    ResponderEliminar
  8. Una entrada muy bonita Isra.
    El AGUILA calzada no merece que la llamen aguililla, merece todo el respeto.
    La historia es genial, me recuerda a las leyendas africanas de los docus.
    Genial!!
    Un fuerte abrazo!!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...